Buscar este blog

lunes, 29 de agosto de 2016



Empezaré mi diario y compartiré mis grandes aventuras en este viaje de mi vida!

 Muchas historias empiezan con un.. "Había una vez", esta empieza con:

"Recuerdo cuando era niña tal vez unos siete años en vacaciones de verano mi Madre como siempre trabajando duro con sus manualidades para ayudar a mi Padre con los ingresos de casa.En aquella oportunidad y para ese verano tejía crochet y un poco de Macramé, como todo niña me acerqué curiosa y me dijo, quieres aprender?Yo fascinada la insté a enseñarme e hice con su ayuda mi primer macetero, creo que le ayudé a su producción jajajajaj,

Que iba a imaginar mi Mami que al pasar casi 25 años recordaría ese momento y partiría en mi nueva etapa con el Macramé.

"A partir de hoy escribiré una página cada semana compartiendo mi historia e interactuando  con Ustedes y juntos escribiremos estas líneas.Quieres hacer parte de él ? escríbeme sobre lo que deseas saber.

"Seguimos con mi cuento .... pasaron algunos años estaba casada, con hijas y una empresa que demandaban mi tiempo, En mis ratos libres me gustaba leer y aprender manualidades, un día llegó un gran amigo que estaba aprendiendo Macramé y empezamos a investigar y aprender nuevos puntos, él teje espectacular actualmente.

Esto nos llevó algún tiempo, pues poca información encontrábamos, y se convirtió nuestro reto.

Tejíamos tapices, lámparas y joyería artesanal sólo como Hobby, cada vez que nos reuníamos nuestros Puntos Básicos de Macramé aumentaban y utilizábamos cuanto se nos ocurría como material para tejer; lanas, cintas, fibras naturales y el conocido hilo encerado que para entonces estaba dando a conocerse pues era el hilo que se empleaba para coser calzado y por su resistencia y textura llego a emplearse en otras áreas.


Muchas personas me dicen hoy que para tejer requiero mucha paciencia, pues no fué siempre así.En un principio si nos equivocábamos dejábamos de tejer por unos días, nuestro ánimo caía arrojábamos lo tejido al cesto de la basura, por lo menos yo.

Poco a poco la ilusión y los deseos de no dejarnos vencer más la motivación mutua, nos fue llevando  a concluir nuestros primeros diseños, recuerdo que me tomó mucho tiempo aprender a deshacer y recuperar lo tejido sin enfadarme.

Desde entonces supe que podría terminar lo iniciado, eso refiere a todo en mi vida.Mis grandes intentos por....... terminaban en fracasos hasta que decidí que debía exigirme un poco más y luchar por alcanzar las metas que me proponía así en el proceso fallara algunas veces.
  


No hay comentarios: